Dark Red Room, el sitio que ofrece presenciar un asesinato en vivo en la deep web (parte 3, bonus)

Consulta la parte 1 en este enlace (link)

Consulta la parte 2 en este enlace (link)

BONUS

Bonus 1: BLOCKCHAIN

Una prueba más en contra del Dark Red Room se basa en consultar a través de BLOCKCHAIN (el libro de contabilidad general del mundo bitcoin) los pagos que les han hecho a la cuenta que ponen en su sitio para poder ser espectador (cuya cuota, recordemos, era de medio bitcoin = 500 dólares en promedio).

Esta captura es del 24 de abril de 2017, un día después que los psycho-killer del DRR llevaran a cabo su evento. Como se nota, el único pago que hay es de unos cuantos miseros bitcoins que, traducidos a dólares, dan menos de 40 centavos.

Nadie cayo en la trampa…

NOTA. Agradezco a un usuario anónimo de la deep web que me hizo ver este factor, pues yo no lo había ni pensado. MUCHAS GRACIAS, PUES CON LA CONSULTA DEL BLOCKCHAIN ME ABRIÓ UNA NUEVA METODOLOGÍA A UTILIZAR EN LA EVALUACIÓN DE OTROS SITIOS DE LA DEEP WEB.

Bonus 2: MÁS ESTAFAS

Existen muchos más Dark Red Rooms en internet, a continuación pongo más ejemplos al tiempo que alerto que hay que verlos como lo que son: SITIOS DE SCAM que apelan al morbo y las fantasías hollywood de unos cuantos.

Recordemos que gente como Dross y los taringueros quieren hacer pasarlos como verdaderos para conseguir seguidores y obtener dinero. Pero no lo son, ya que una narración amarillista de youtube, sin argumentos y sin pruebas, no puede ser tomada como real.

Red Room Response; la más nueva trampa para los adolescentes buscadores de Red Room.

Un cráneo con estética 8 bits de Atari seguramente ahora si llevará miles de suscriptores al sitio.

No Limits Fun, un sitio hstórico de videos y fotos gore que los “yuotubercitos” convertieron, por sus cojones, en una falsa  leyenda del snuff. Esto es la sociedad de la información…

Hurt To Core, lo mismo que NLF, otro histórico de la deep web, aunque, hasta donde se, ya es una copia del sitio original. O más bien, es una mala copia del Hurt pionero: algo que puede comenzar a percibirse por lo falso de sus videos.

Por ejemplo, aquí están estos breves frames de uno de los footage que venden:

Vemos que a una mujer la están ahogando en una tina llena de agua, sus piernas sólo están amarradas por los tobillos, pero aún así, en una actitud de superviviencia poco humana, sólo las levanta en repetidas ocasiones al aire: no a los lados, no se impulsa con la pared que le queda muy cerca, no las dirige a las partes de las manos para poner ganar equilibro y mover el cuerpo…

Si usamos el modelado 3D para explicar el movimiento, entonces tenemos unas piernas SUB-HUMANAS que sólo dominan el vector “x”, pero no el “y” ni el “z”

¡Qué imbécil error de continuidad y de realismo¡

 

Aún no lo he revisado, pues ya basta de perder el tiempo con tanto fake-scam para ilusos de la deep.

Bonus 3: Existe o no el snuff en la deep web?

Una breve reflexión para cerrar este tema del Dark red Room podría ser:

¿Existen o no los eventos y videos snuff en internet?

En cuanto a posibilidad es claro que pueden existir, la maldad del ser humano en esta época posmoderna rompe fácilmente todos los interdictos. Pero de allí a que dicha maldad se inscriba a la  ruta de los Red Rooms, ya es más cuestionable.

Hasta la fecha, ya cerca de 15 años de TOR y la deep web, nadie nunca ha aportado ninguna prueba real.

Ni una sola.

Ha habido videos hurt to core (maltrato a menos de edad), pero no videos snuff. Por cierto, más adelante redactaré un post sobre todas las grandes equivocaciones que ha habido con Daisy’s Destruction, el video que en su tiempo fue el más buscado en la deep web.

Lo que sí es un hecho es que existen en internet y en la deep web miles de videos sanguinarios de tortura y muerte de personas, pero que no caen en la figura de las transmisión en vivo para un auditorio; por tanto, no son snuff.

 

EPILOGO

He pasado ya muchos años en la dee web, desde que surgio TOR en el año 2006 ya para las masas, y en mi experiencia personal JAMÁS he visto una prueba real de un video estilo Red Room; sin embargo, si me he encontrado con cientos de videos de todas partes del mundo con violencia inimaginable.

De esos videos, hay dos en particular que me han parecido por mucho los más salvajes de todos, pues es inusitada la saña, tortura y el suplicio tipo Leng Tch’e (muerte por 1000 cortes) que generan a las víctimas. Y me han impactado sobremanera porque vivo en México y ambos videos fueron grabados y filtrados por integrantes de los carteles del narco mexicano.

La mayor saña que he presenciado en videos, tristemente, está a una cuadra de distancia.

No hace falta buscar mitos en los dominios .onion…

De la realidad virtual de los Red Rooms de la deep web, a la realidad brutal de un México hecho pedazos.

Doctor Jorge Alberto Lizama Mendoza, 13 de mayo de 2017

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s