Cibercriminales: Israel modificó el software espía “PROMIS” para llevar a cabo el 9-11


Los ataques terroristas del 9-11 claramente implicaron un crimen sofisticado que involucró redes de computadoras y software de empresas con “capacidad de vigilancia e intervención” de superusuarios.

El principal sospechoso del crimen era una compañía “árabe” en Quincy, Massachusetts, llamada Ptech, que tenía un programa de software que se ejecutaba en todas las redes informáticas federales del 9-11 y que había estado profundamente involucrada con la FAA durante dos años antes del 9-11.

Hice lo que pensé que era un descubrimiento significativo, en abril de 2005, cuando encontré una conexión s100nista con la Ptech “de propiedad árabe”.

“Ptech estuvo con la Corporación MITRE en el sótano de la FAA durante dos años antes del 11-S. Su trabajo específico es examinar los problemas de interoperabilidad que la FAA tenía con el NORAD y la Fuerza Aérea en caso de emergencia. Si alguien estaba en posición de saber que la FAA – que había una ventana de oportunidad o para insertar software o cambiar algo – habría sido Ptech junto con MITRE.”

Indira Singh, Especialista en Riesgos e Informática de Wall Street

En el 2005 fui la única periodista que dijo que Ptech parecía ser una operación de inteligencia israelí que se hacía pasar por una empresa “de propiedad árabe”. Otros, como el sitio web “From the Wilderness” de Michael Ruppert, afirmaba que era una operación árabe que le daba al Vicepresidente Dick Cheney el control sobre los eventos del 11-S:

Ptech, la empresa de software cuyos principales inversores y directores están fuertemente vinculados a la Hermandad Musulmana – produjo un software que derivó de PROMIS, tenía un núcleo de inteligencia artificial, y se instaló en prácticamente todos los sistemas informáticos del gobierno de los EE.UU. y sus agencias militares el 11 de septiembre de 2001.

“Esto incluyó a la Casa Blanca, el Departamento del Tesoro (Servicio Secreto), la Fuerza Aérea, la FAA, la CIA, el FBI, ambas cámaras del Congreso, la Marina, el Departamento de Energía, el IRS, Booz Allen Hamilton, IBM, Enron y más.

“Quienquiera que haya planeado el 11-S definitivamente vio a la FAA como un enemigo esa mañana. Anular los sistemas de la FAA sería la forma más efectiva de asegurar que los ataques fueran exitosos. Para ello, la FAA necesitaba una evolución del software PROMIS instalado en sus sistemas y Ptech era justamente eso; la Casa Blanca y el Servicio Secreto tenían el mismo software en sus sistemas – probablemente una versión modificada superior capaz de funciones de “vigilancia e intervención”.

“El software de arquitectura empresarial está diseñado con el propósito expreso de saber todo lo que está pasando en toda la empresa en tiempo real. En el caso del software Ptech instalado en los sistemas de Whitehouse, el Servicio Secreto, la Fuerza Aérea y la FAA, la empresa incluyó todos los datos producidos por esas agencias en tiempo real”.

Aquellos que han leído “Cruzando el Rubicón” de Ruppert reconocerán la tendencia de los escritores de FTW de culpar del 9-11 al “pico del petróleo”, como comienza el artículo citado arriba:
“En el corazón de nuestra historia hay un programa (lo llamaremos Ptech, por la compañía que lo produjo) que combina inteligencia artificial, minería de datos e “interoperabilidad”, la capacidad de un programa para leer, operar y modificar los códigos fuente de otros programas. El poder de cómputo de la evolución Ptech de PROMIS representa una nueva y desalentadora capacidad de vigilancia e intervención en manos de las mismas élites que planearon el 11 de septiembre, que persiguen las subsiguientes guerras por los recursos y que presiden lo que puede convertirse en un completo desastre económico y militar para los ciudadanos consumidores de recursos de América y del mundo. Dado que la “Guerra contra el Terror” y el próximo colapso del dólar y los combustibles fósiles requerirán nuevos niveles de represión interna, esta es justo la capacidad que esas élites necesitan. Ptech es el equivalente funcional de la Concienciación Total de Información”.

¿QUIÉN USÓ EL SOFTWARE PROMIS PARA ESPIAR?

Pero si Ptech significa PROMIS-tech, necesitamos saber quién ha modificado el software de PROMIS y lo ha usado para espiar a países y compañías alrededor del mundo…
La respuesta es Rafi Eitan – el espía israelí de LAKAM (que incluía a Arnon Milchan) que dirigía la operación de espionaje de Jonathan Pollard en los años 80. Eitan, usando el alias del Dr. Orr, había obtenido una copia de PROMIS del Departamento de Justicia de los EE.UU. a principios de 1983.

Como Gordon Thomas escribió en su libro, Robert Maxwell: Israel’s Superspy (2002, pág. 61):

“Durante los siguientes meses en 1983, Rafi Eitan observó a un equipo de antiguos programadores de LAKAM – hombres que había elegido con el mismo cuidado que había hecho para todas esas operaciones del Mossad que hicieron su reputación – deconstruir el programa PROMIS y luego reorganizar sus diversos componentes. Luego agregaron varios elementos nuevos…

“Los programadores le dijeron a Eitan que había un último elemento que debía añadirse a la nueva versión de PROMIS. Requería una ‘trampilla’, un microchip que permitiera a Eitan saber qué información estaba siendo rastreada por cualquier comprador del sistema. En teoría podría sentarse en Tel Aviv y vigilar el mundo…”

Quince años después, en octubre de 2017, Emma Best confirmó lo que Gordon Thomas había escrito sobre cómo Rafi Eitan obtuvo el programa PROMIS en su artículo, “Los registros del Departamento de Justicia confirman los lazos del escándalo PROMIS con Israel”.

Lo que esto nos dice es que Rafi Eitan, el espía que envió a dos de sus agentes para obtener el contrato de seguridad del World Trade Center en 1987, había conseguido una copia de PROMIS en 1983 y la modificó para espiar a “amigos y enemigos” de todo el mundo. Eitan dirigía LAKAM en ese momento, la agencia de inteligencia encargada de conseguir componentes nucleares para el arsenal nuclear de Israel. Arnon Milchan y Benjamin Netanyahu trabajaron bajo Eitan, al igual que el espía Jonathan Pollard.

En 2001, después de 18 años de ajustes israelíes, Ptech fue evidentemente una de las modificaciones israelíes mejoradas de PROMIS que dio al superusuario en Israel “capacidad de vigilancia e intervención”. Obviamente jugó un papel clave en los acontecimientos del 11-S.

Como el papel de Ptech en el 9-11 no se podía ocultar fácilmente, tuvo que ser enmascarado, y la máscara que se utilizó fue la de una compañía de “propiedad árabe”. Se decía que el superusuario era Dick Cheney y la razón del 9-11 era el “pico del petróleo”. Gente como Michael Ruppert cayó en el engaño.

¿Y por qué, por favor dígame, Dick Cheney llevaría a cabo una operación terrorista contra su propia gente él solo?

Creo que el hecho de que Ptech tuviera lazos con la inteligencia israelí, que descubrí en abril de 2005, y que el programa original de Ptech, PROMIS, había sido desarrollado por el espía israelí Rafi Eitan para espiar a los “amigos y enemigos” de Israel son pruebas convincentes de que la inteligencia israelí está detrás de Ptech y la usó para llevar a cabo la operación del 9-11.

FUENTE:

http://user1252122.sites.myregisteredsite.com/id266.html

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s