Padres teóricos del globalismo talmúdico: Robert J. Lifton y la psicología del totalitarismo

Este libro está escrito por un j*****, Robert J. Lifton, y describe cómo el comunismo chino lava el cerebro de la gente.

En el libro, Lifton expone los “Ocho criterios para la reforma del pensamiento”:

Control del medio. Esto implica el control de la información y la comunicación tanto dentro del entorno como, en última instancia, dentro del individuo, lo que resulta en un grado significativo de aislamiento de la sociedad en general.

Manipulación mística. La manipulación de experiencias que parecen espontáneas pero que, en realidad, están planificadas y orquestadas por el grupo o sus líderes para demostrar la autoridad divina, el avance espiritual o algún talento o visión excepcional que distingue al líder y/o al grupo de la humanidad, y que permite una reinterpretación de los acontecimientos históricos, las escrituras y otras experiencias. Las coincidencias y rarezas casuales se interpretan como presagios o profecías.

Exigencia de pureza. El mundo es visto como blanco y negro y los miembros son constantemente exhortados a ajustarse a la ideología del grupo y a luchar por la perfección. La inducción de la culpa y/o la vergüenza es un poderoso dispositivo de control utilizado aquí.

Confesión. Los pecados, tal y como los define el grupo, deben ser confesados a un monitor personal o públicamente al grupo. No hay confidencialidad; los “pecados”, “actitudes” y “faltas” de los miembros son discutidos y explotados por los líderes.

Ciencia sagrada. La doctrina o ideología del grupo se considera la Verdad última, más allá de todo cuestionamiento o disputa. La verdad no se encuentra fuera del grupo. El líder, como portavoz de Dios o de toda la humanidad, está igualmente por encima de toda crítica.

Carga del lenguaje. El grupo interpreta o utiliza palabras y frases de formas nuevas, de manera que a menudo el mundo exterior no las entiende. Esta jerga consiste en clichés que terminan con el pensamiento, que sirven para alterar los procesos de pensamiento de los miembros para que se ajusten a la forma de pensar del grupo.

La doctrina por encima de la persona. Las experiencias personales de los miembros se subordinan a la ciencia sagrada y cualquier experiencia contraria debe ser negada o reinterpretada para que encaje en la ideología del grupo.

Dispensa de la existencia. El grupo tiene la prerrogativa de decidir quién tiene derecho a existir y quién no. Esto no suele ser literal, sino que significa que los que están en el mundo exterior no están salvados, no están iluminados, son inconscientes y deben convertirse a la ideología del grupo. Si no se unen al grupo o son críticos con él, deben ser rechazados por los miembros. Así, el mundo exterior pierde toda credibilidad. Además, si algún miembro abandona el grupo, también debe ser rechazado[3].

LIBRO:

Descarga el libro desde este link

hXXp://library.lol/main/C13C8847D3CD3D8A9A0761BBBA6F3C5D

Cambiar XX por tt

FUENTE: 8kun

hXXps://8kun.top/pnd/res/227684.html

Cambiar XX por tt

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s